179. Las bandas elásticas no son un juguete

Si crees que las bandas elásticas no son un equipamiento profesional, déjame decirte que te equivocas.

Mucha gente piensa que las bandas elásticas son un juguete a la misma altura que las mancuernas rosas de los gimnasios.

Nada más alejado de la realidad.

Trabajar con bandas elásticas tiene una serie de ventajas que pocos otros equipamientos pueden replicar y hoy te voy a explicar cuáles son esas ventajas para que seas tú quien decida si incorporarlas o no en tus entrenamientos.

Pero antes de contarte estas ventajas, quiero que entiendas que no se trata de pensar que las bandas elásticas son la mejor elección. No quiero convertir a las bandas elásticas en las nuevas kettlebells.

Por si no lo sabes, las kettlebells son estas pesas rusas que parecen cántaros de leche que en su momento tuvieron un marketing bestial. Marketing del que se aprovechó muchísima gente para sacar cursos y certificaciones en el uso de kettlebells como si estas pesas rusas fueran toda una innovación y la única forma de entrenar de forma óptima.

Yo siempre me he preguntado esto:

Si puedo hacer un curso para ser kettlebell trainer, ¿Por qué no puedo hacer un curso para ser mancuernas trainer? Al fin y al cabo las mancuernas son resistencia igual que las kettlebell y por su disposición son bastante más versátiles.

Bueno, pues eso es por el marketing.

Cualquier equipamiento con el que puedas entrenar en un gimnasio solo es una herramienta y debes verlo como tal.

En su momento ya hice un episodio comparando los pesos libres con las bandas elásticas y la conclusión es la misma que hoy: Todo son herramientas y de ti depende cómo utilizarlas y cómo sacarles partido.

Dicho esto, vamos a ver las ventajas que tienen las bandas elásticas como herramienta:

1 Portabilidad y versatilidad

Esto es obvio.

No hay ningún otro equipamiento (o casi ninguno) que sea tan fácil de transportar como las bandas elásticas.

Puedes irte de vacaciones y llevar contigo un gimnasio simplemente añadiendo a tu maleta unas bandas elásticas.

Incluso no hace falta que te vayas de viaje, sino para llevarlas al gimnasio.

Muchos gimnasios no tienen bandas elásticas o las que tienen dan pena. Por eso, es una gran idea añadir tus propias bandas elásticas a la mochila y así podrás complementar el equipamiento del gimnasio con tus bandas elásticas.

Esto es una gran ventaja porque podrás ejecutar bi-series y tri-series (en mis programas las utilizo mucho) fácilmente sin necesidad de tener que turnarte con la gente del gimnasio.

2 Resistencia dinámica

Con las bandas elásticas puedes ajustar la resistencia en mitad de la serie.

Seguramente hayas visto cuando vas a comprar una banda elástica que el fabricante especifica el peso al que equivale una banda elástica.

Alomejor te dice que esa banda elástica tiene una equivalencia en resistencia de 15 kilos.

Pero esto no es cierto, porque la resistencia variará dependiendo de cuanto la estires.

Más estirada, más resistencia.

Menos estirada, menos resistencia.

Es resistencia variable y eso no lo tienen otros equipamientos.

Es decir, si yo tengo una banda anclada en el plano bajo haciendo por ejemplo un curl de bíceps y estoy a una distancia de 3 metros. Conforme me voy fatigando, si quiero alargar la serie lo único que tengo que hacer es acercarme al punto de anclaje. De esta forma la banda elástica tendrá menos resistencia y yo podré seguir haciendo repeticiones.

Esto es lo que se llama una dropset mecánica.

Las dropsets son una técnica avanzada de entrenamiento que se puede hacer con muchos equipamientos, pero las dropsets mecánicas de otros equipamientos son más limitadas mientras que con las bandas elásticas, en casi todos los ejercicios puedes hacerlas.

3 Benévolas con las articulaciones

Este es un punto que no puedo explicar de forma científica ni por una razón concreta.

No sé por qué ocurre pero ocurre.

Las bandas elásticas sientan muy bien a las articulaciones.

Esto no lo puedo defender pero en mi experiencia y la de mis clientes siempre se repite igual.

Así que también te invito a que dejes tu opinión en los comentarios:

¿Cómo sientes el trabajo con bandas elásticas en las articulaciones? ¿Mejor que otros equipamientos? ¿Peor? ¿Igual?

Dame tu opinión porque me interesa mucho.

4 Activación de diferentes palancas mecánicas

Esto es algo bastante técnico pero que se puede conseguir fácilmente con las bandas elásticas.

Para trabajar las diferentes palancas mecánicas (palancas que trabajan los diferentes músculos), solamente hay un tipo de máquina (al menos a mi conocimiento).

Una máquina de poleas que puedes ajustarla tanto en el eje vertical como en el eje horizontal (por eso puedes trabajar cualquier palanca mecánica).

El problema es que suelen costar unos 5.000€. La más barata que encontré estaba sobre los 3.500€.

Lo más curioso de todo es que es una máquina que no se suele ver en muchos gimnasios, al menos yo solo la he visto en uno. Y es más curioso aún que nadie la utilizaba (esto es un ejemplo de que la gente no sabe valorar las herramientas cuando las tiene delante).

Puedes encontrar estas máquinas escribiendo algo como Máquina Dual Axis funcional, y encontrarás un tipo de máquina como esta:

Pero si no tienes esa cantidad de dinero (como me ocurrió a mi en mi pequeño home-gym), puedes replicar esto simplemente con unos anclajes de ferretería, que no te cuestan prácticamente nada y unas bandas elásticas que otra ventaja que tienen es que son muy baratas.

Por tanto, si dispones los anclajes de forma correcta, puedes hacer prácticamente lo mismo que con una de estas máquinas que cuesta 5.000€ pero por 50€.

La desventaja de las bandas elásticas

Como cualquier otra herramienta, las bandas elásticas también tienen un punto negativo (de hecho no se me ocurren más puntos negativos) y es que la curva de la fuerza de las bandas elásticas pone más tensión cuando contraes más el músculo (porque la banda se estira más). Es decir, en posición de máxima contracción es cuando más tensión hay.

Esto va completamente al revés de la curva de tensión y alargamiento de los músculos (lenght-tension curve). Esta curva nos indica que el músculo es capaz de generar más tensión cuando está estirado. Por tanto, tiene más sentido que la curva de la fuerza fuera al revés para que fuera igual que la de los músculos.

Es decir, más tensión cuando el músculo está estirado, menos tensión cuando está contraído.

Esto se puede conseguir con la mayoría de equipamientos simplemente cuidando la selección de ejercicios, pero con las bandas elásticas no se puede porque va en contra de su naturaleza. Cuanto más estiras de la banda, más contraes el músculo y a la fuerza más tensión tiene la banda.

Esta puede ser una razón de que al no tener tanta tensión en parte excéntrica, vayan tan bien con las articulaciones (pero como he dicho antes, no lo sé a ciencia cierta).

Pero salvando este detalle, las bandas elásticas son un excelente equipamiento para complementar tu programa de entrenamiento, para usar junto con mancuernas, poleas, fitballs, kettlebells…

De esta forma puedes tener un programa de entrenamiento mucho más completo porque te aprovecharás de todas las ventajas de todas las herramientas.

Así que no vuelvas a pensar que las bandas elásticas son un juguete o que no sirven para ganar músculo, porque el músculo solo entiende de tensión, no entiende del equipamiento que estés utilizando. Por eso mismo, te aconsejo enormemente que te hagas con unas bandas elásticas porque si aprendes a usarlas, les sacarás un partido enorme

Deja un comentario

¡Enfréntate a un reto!

Más del 80% de los participantes suspenden este test ¿Y tú?

Escribe aquí la dirección de email donde quieres que te envíe el test para que lo puedas completar y compruebes lo que realmente sabes de fitness

He leído y acepto la Política de Privacidad

You have Successfully Subscribed!